Valoración del Usuario: 1 / 5

estrella activaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 
Teinteresa.es
07.03.2013

Educar a los niños a la hora de adoptar posturas correctas es la mejor manera de prevenir lesiones en el futuro. No obstante, cada escolar transporta en su mochila alrededor de cinco kilogramos y medio de peso cuando un niño de 8 años no debería llevar más de tres según el secretario general del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid, José Santos Sánchez Ferrer.

Lo ideal es que lleven entre el 10 y el 15 por ciento de su masa corporal. Sin embargo, el 30 por ciento de los niños de 8 años suele transportar entre 8 y 10 kilos. Para evitarlo ya hay empresas editoriales que han comenzado a distribuir sus libros por trimestres, aunque Santos Sánchez Ferrer recomienda a los padres supervisar cada día lo que sus hijos llevan en las mochilas y evitar comprarles grandes estuches que lo que hacen es incrementar el peso que han de transportar.

A pesar de que un 75 por ciento de los menores utiliza carritos para ir al colegio no hay evidencias científicas que demuestren que de este modo se evitan lesiones. “El carrito fue ideado para aquellos niños que van a cargar con un peso mayor al 10 o 15 por ciento de su masa corporal. Sin embargo, casi todos se arrastran por lo que también pueden provocar lesiones en codos y brazos”, asegura Santos Sánchez Ferrer.

De hecho hay colegios que han comenzado a prohibir el uso de carritos por el ruido que provocan y porque incrementan el riesgo de caídas en las escaleras y los tropiezos en el patio de la escuela. Para José Santos Sánchez Ferrer se trata de una moda que “tiene una edad, de 8 a 12 años, porque luego llevar carrito se ve como algo infantil”. Lo ideal, no obstante, sería poder empujarlo en lugar de arrastrarlo con una mano, algo de lo que parecen haberse dado cuenta ya algunas marcas.

Adoptar una postura correcta a la hora de sentarse es otra medida que hay que inculcar en los más pequeños. “Más del 50 por ciento de los padres reconoce que sus hijos se desploman en el asiento cuando desayunan y cuando cenan” advierte Santos Sánchez Ferrer que señala que a veces el problema radica en que el menor no cuenta con el mobiliario adecuado. “Les hacemos sentarse en sillas que son de adultos de modo que los pies no les llegan al suelo, ni la espalda al respaldo”.

Tampoco se agachan de manera correcta al coger un objeto del suelo ya que más del 50 por ciento de los menores reconoce no flexionar las rodillas. “Cuando son pequeños no pasa nada. Pero los músculos de las piernas son mucho más fuertes que los de la espalda, por lo que habituarse a curvarla cada vez que se agachan para coger algo puede ocasionar en un futuro hernias discales e inflamaciones articulares”, apunta el secretario general del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid. Dormir boca abajo es otra postura poco saludable ya que incrementa la curvatura lumbar e implica estar entre 7 u 8 horas con la cabeza girada hacia un lado para poder respirar lo que predispone a sufrir lesiones.

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Reciba gratis en su e-mail las novedades de LaFamilia.info de cada semana.

Suscribirse aquí

síguenos

fb
twitter
youtue
Instagram

logo pie

Síguenos    
fb pie tw pie youtube pie  
© 2018 Corporación CED - all right reserved - desarrollado por Webpyme