Valoración del Usuario: 1 / 5

estrella activaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

Colaboración Fundación Teletón - 08.06.2015

 

20150806v 

 

Es fácil caer en el fatal error de pensar que la fortaleza radica en no llorar, imponernos a los demás, salirnos con la nuestra o aparentar que no pasa nada dentro de nosotros cuando atravesamos ciertas situaciones pertenecientes a las categorías tristes, difíciles o penosas. Sin embargo, la fortaleza quizá radica justo en lo contrario, y tú, ¿cómo andas en este tema?

 

1. La regaste, claramente te equivocaste ¿cuánto te cuesta ofrecer disculpas?
a) ¡Mucho! Francamente no puedo.
b) Más o menos.
c) Pues poco, si hay que reconocer un error lo hago y listo.

 

2. Algo pasó que, hace que la tristeza te coqueteé, ¿cómo reaccionas?
a) ¡Me enojo!
b) Acepto que me siento un poco triste, y me desahogo cuando estoy sin nadie a mi alrededor.
c) Vivo mis emociones y no las califico.

 

3. ¿Cómo manejas tu enojo?
a) Mal.
b) Regular.
c) Bien.

 

4. ¿Piensas que externar tus sentimientos de afecto es sinónimo de fragilidad?
a) Sí.
b) Puede ser.
c) No.

 

5. Ante una situación difícil, ¿consideras pedir ayudar?
a) No, lo hago muy poco.
b) A veces.
c) Sí.

 

Mayoría de A:
Es importante que hagas un alto en la manera en la que concibes la fortaleza ya que es posible que seas presa de algunos clichés que están lejos de ayudarte, ya que es fácil que huyas de las situaciones difíciles o tristes, con tal de no afrontar una situación u ofrecer una disculpa si es necesario. Será muy valioso que reflexiones sobre la manera en la que abordas los eventos que te desagradan y que desde ahora, pienses que no te hace débil sentir tristeza, pedir ayuda o sencillamente, decir te quiero.

 

Mayoría de B:
Es cierto, fluyes bien si hay que afrontar alguna situación que te hace vivir emociones como el enojo, sin embargo tienes una gran oportunidad frente a ti y puedes hacerlo de mejor forma si reflexionas sobre las ideas que en ocasiones te impiden aceptar un error u ofrecer una disculpa. Quizá tengas claro las áreas puedes mejorar, por lo que estar dispuesto a hacerlo es un gran paso que no sólo habla de fortaleza, también de honestidad y amor hacia ti.

 

Mayoría de C:
Seguramente, tienes más de una anécdota que sabes pudiste haber resuelto de mejor forma aquella situación “si hubieras…” sin embargo, has aprendido que asimilar lo que te sucede te hace crecer, por lo que aprovechas todas tus vivencias y no te detienes si es necesario decirle a alguien que lo quieres o que necesitas ayuda, así como tampoco piensas que te hace frágil el hecho de haberte equivocado y aceptarlo. Sigue así, no te detengas.

 

 

Colaboración de la Fundación Teletón México para LaFamilia.info. Derechos Reservados. “Como te tratas, te ven”. Martina Cielo. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Más de este tema >

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Reciba gratis en su e-mail las novedades de LaFamilia.info de cada semana.

Suscribirse aquí

síguenos

fb
twitter
youtue
Instagram

logo pie

Síguenos    
fb pie tw pie youtube pie  
© 2017 Corporación CED. Colombia - all right reserved - desarrollado por Webpyme