Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

 

Por LaFamilia.info - 23.06.2017

 

Foto: Freepik 

 

Mantener una casa en orden cuando hay niños de por medio es una tarea de titanes, sin embargo, involucrar a los hijos en las labores hogareñas facilitará las cosas y al mismo tiempo les estamos educando en responsabilidad, disciplina, autonomía y cooperación, así que ¡manos a la obra!  

 

Lo ideal es que los hijos desde pequeños ayuden en casa para ir creando hábitos que serán fundamentales en la adolescencia y en la juventud, pero si tienes hijos de 10 años en adelante y nunca les has otorgado una responsabilidad, es hora de hacerlo, muy pronto cuando salgan del “hotel mamá”, se verán en líos! 

 

Así que acuerda con cada hijo dos o tres tareas que estén acordes a su edad y capacidad (en la siguiente lista puedes ver varias ideas), de forma que las tomen como su compromiso y las realicen de manera continua por un periodo de tiempo. Verás que para los más pequeños será toda una aventura ayudar en casa (a esta edad lo hacen con mucho entusiasmo y nada de pereza), y para los mayores, será una oportunidad para que demuestren madurez y responsabilidad.  

 

En el caso de los más pequeños, puede ser una buena idea hacer un tablero que indique a quien le corresponde cada tarea y chequear si la está cumpliendo de forma correcta. Si los padres ven un buen desempeño, pueden dar una recompensa a cambio. 

 

Es muy importante que les muestres cómo se realiza cada actividad, pues los niños necesitan saber con exactitud lo que se espera de ellos. Asimismo, les debes enseñar un trabajo a la vez para no confundirlos, sobre todo en las primeras edades.

 

Ahora sí, entremos en materia. Revisa la siguiente lista de actividades que han sido inspiradas en el método Montessori para saber qué tareas pueden hacer en cada edad:

 

2 a 3 años

• Guardar los juguetes en la caja.

• Poner los libros en su sitio.

• Poner la ropa sucia en el cesto.

• Llevar los zapatos al guardarropa. 

• Tirar las cosas a la basura.

• Ir a buscar los pañales o algún objeto específico.

 

4 a 5 años

Todas las anteriores más: 

• Alimentar a las mascotas.

• Limpiar pequeñas áreas (un reguero en el piso, etc.).

• Organizar la habitación.

• Regar las plantas.

• Poner la mesa.

• Usar la aspiradora de mano.

• Llevar los platos a la cocina. 

• Llevar la toalla al baño después de ducharse. 

 

6 a 7 años

Todas las anteriores más: 

• Doblar toallas.

• Doblar y juntar los calcetines limpios.

• Ayudar a vaciar el lavavajillas.

• Secar y guardar los platos y cubiertos.

• Hacer la cama.

• Cambiar el rollo de papel higiénico de los baños.

• Desempacar las bolsas que traemos del mercado. 

• Buscar y organizar su uniforme/ropa para el día siguiente. 

 

8 a 9 años

Todas las anteriores más: 

• Doblar y colgar la ropa limpia.

• Limpiar la mesa del comedor antes y después de cenar.

• Preparar recetas fáciles y sencillas.

• Lavar platos. 

• Sacar el perro a pasear. 

• Poner el agua y la comida de la mascota.

• Botar la basura. 

 

10 a 11 años

Todas las anteriores más: 

• Aspirar.

• Barrer.

• Limpiar la cocina. 

• Limpiar los baños.

• Lavar el auto. 

• Apagar las luces cuando ya todos se hayan ido a la cama. 

• Ayudar a papá en labores más complejas como cambiar bombillas, arreglar una puerta, colgar un cuadro, etc.

 

12 años en adelante

Todas las anteriores más: 

• Preparar una comida.

• Ayudar en la planificación de las comidas.

• Ayudar a cuidar a los hermanos menores.

• Hacer reparaciones simples en la casa.

• Vigilar que se haga bien el reciclaje. 

 

Cabe anotar que en algunos casos, los niños podrán mostrar motivación y capacidad para hacer una actividad de mayor edad, o también que se les dificulte una de menor edad. Lo importante es respetar su ritmo de aprendizaje, valorar su esfuerzo, indicarles cómo se realiza la tarea y algo fundamental: ¡crearles hábitos! Esto quiere decir que debe haber continuidad, si bien en vacaciones hay más tiempo de realizar estos encargos, se pueden adaptar para que continúen al regreso de la jornada escolar.  

 

Esta es una guía orientativa que te ayudará a darte cuenta que tus hijos te pueden ayudar en muchas labores, y tal vez debes dejar de hacerles tantas cosas que ellos están en capacidad de hacer. Además es una maravillosa oportunidad de enseñarles el sentido de responsabilidad desde pequeños. 

 

Más de este tema > ¿Deben ayudar los hijos en las labores del hogar?

 

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Reciba gratis en su e-mail las novedades de LaFamilia.info de cada semana.

Suscribirse aquí

síguenos

fb
twitter
youtue
Instagram

logo pie

Síguenos    
fb pie tw pie youtube pie  
© 2017 Corporación CED. Colombia - all right reserved - desarrollado por Webpyme