Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 
LaFamilia.info
23.01.2009

 

 

Para crear y mantener una familia unida y feliz, es indispensable que haya una excelente comunicación entre padres e hijos y entre hermanos. De aquí la importancia de crear el hábito de la tertulia familiar, es decir, un período del día en el que toda la familia se reúne para conversar, del modo más natural, acerca de las cosas que a cada uno le interesa.

 

Estas tertulias son de gran ayuda para que los padres conozcan el mundo de sus hijos, ese mundo lleno de ilusiones, de ingenuidades, de alegrías y de interrogantes, que unas veces exponen con palabras, pero otras han de adivinarse en sus ojos. Es también una herramienta ideal para la formación de los hijos dando criterio cristiano sobre las menudencias de cada día.

 

Conviene también que los padres abran su corazón a los hijos, les cuenten aquellas cosas que deben saber de la familia.

 

Lo ideal es lograr que la familia espere esa hora del día para compartir alegrías, ilusiones, ideas, expectativas y por que no, problemas y tristezas. Pero, ¿cómo hacer que la tertulia sea un éxito y no una charla forzada? He aquí algunas ideas que le podrán ayudar:

 

Escoja el lugar de la casa donde la familia se siente más a gusto.

 

Buenos momentos para la tertulia pueden ser antes o después de la comida, cuando ya no haya tareas para hacer y la familia se encuentre más relajada.

Es importante que todos los miembros de la familia sientan que tienen la oportunidad de expresar sus ideas o sentimientos, así que como padre de familia no ‘monopolice’ la conversación y dé la misma importancia a lo que dicen los chicos y los más grandes.

 

Una buena forma de empezar la tertulia es haciendo preguntas abiertas y específicas a cada hijo para que ellos puedan hablar de sus experiencias del día. Ello dará paso a otros temas.

 

Si la tertulia es antes de la cena, se puede hacer más atractiva ofreciendo un aperitivo o 'abrebocas’ o una bebida. Si es después, ¿por qué no ofrecer ocasionalmente chocolates o galletas?

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Reciba gratis en su e-mail las novedades de LaFamilia.info de cada semana.

Suscribirse aquí

síguenos

            

logo pie

© 2018 Corporación CED - all right reserved - desarrollado por Webpyme