LaFamilia.info
06.04.2008
 

En la tarde del Viernes Santo se conmemora la muerte de Cristo en el Calvario. Con la Pasión de Jesús según el Evangelio de San Juan, contemplamos el misterio de nuestro Señor Crucificado. San Juan, teólogo y cronista de la pasión, nos lleva a contemplar el misterio de la cruz de Cristo como una solemne liturgia.

 

Ceremonia de Viernes Santo

En este día no se celebra la Eucaristía en todo el mundo. El altar luce sin mantel, sin velas, ni adornos. La solemne celebración litúrgica empieza con un rito de entrada diferente de otros días: los ministros entran en silencio, sin canto, vestidos de color rojo que simboliza la sangre y el martirio, y se postran en el suelo, mientras la comunidad se arrodilla, y después de un lapso de silencio, se dice la oración del día.

 

Lecturas:

  • Lectura del Profeta Isaías 52, 13-53, 12
  • Salmo Responsal
  • Segunda lectura: Lectura de la carta a los Hebreos 4, 14-16; 5, 7-9.
  • Versículo antes del Evangelio (Flp 2, 8-9)

Adoración de la Cruz: Después de las palabras se pasa a una acción simbólica propia de este día: la veneración de la Santa Cruz en la cual es presentada solemnemente la Cruz a la comunidad.

 

La Comunión: Desde 1955, cuando lo decidió Pío Xll en la reforma que hizo de la Semana Santa, tanto el sacerdote como los fieles pueden comulgar. Aunque en este día no se celebra la Eucaristía, se comulga del Pan consagrado en la celebración del Jueves Santo.

Reciba gratis en su e-mail las novedades de LaFamilia.info de cada semana.

Suscribirse aquí

síguenos

fb
twitter
youtue
Instagram

logo pie

Síguenos    
fb pie tw pie youtube pie  
© 2017 Corporación CED. Colombia - all right reserved - desarrollado por Webpyme